Aviar Motors R67, un impresionante Mustang eléctrico de 840 hp

Aviar Motors R67
Aviar Motors R67

La recreación de vehículos clásicos con equipamiento moderno es cada vez más común, ejemplo de ello es la propuesta que la empresa rusa Aviar Motors nos trae en esta ocasión. Se trata del Aviar Motors R67, un coche con motor eléctrico que genera 840 caballos de fuerza y cuenta con la carrocería de un Ford Mustang.

El Aviar Motors R67 es una réplica de un Mustang fastback 1967 y está construido sobre un chasis nuevo de aluminio, mientras que su carrocería está fabricada en fibra de carbono. Dotado de un estilo aerodinámico moderno, la parrilla y los rines de 20 pulgadas son dos detalles propios de este proyecto, así como el alerón que se controla de forma electrónica, al igual que las manijas de las puertas.

El Aviar Motors R67 incluye una tracción total gracias a la instalación de dos motores eléctricos, uno para el eje delantero y el otro para el trasero. Su potencia es de 840 caballos de fuerza. Esta réplica eléctrica del Ford Mustang necesita sólo de 2.2 segundos para pasar de 0 a 62 mph. Limitada electrónicamente, su velocidad máxima es superior a las 150 mph.

Para una mayor seguridad y distribución del peso las baterías de iones de litio de 100 kWh, que alimentan a ambos motores, se ubicaron en el fondo del automóvil.

Aviar Motors R67, interior

Lo primero que salta a la vista en el interior de este Aviar Motors R67 es la consola central que incluye una pantalla táctil vertical, muy al estilo del Tesla Model S, mientras que el tablero dividido en dos zonas y las salidas circulares del sistema de aire, nos evocan el habitáculo del Ford Mustang fastback de la primera generación.

Para garantizar la seguridad y la comodidad  de sus conductores, el R67 de Aviar Motors está equipado con tecnologías avanzadas de asistencia al conductor y con una suspensión adaptable de aire, que sirve para mejorar su aerodinámica y manejo a altas velocidades.

Tenemos que decir que el Aviar Motors R67 es un proyecto bastante asombroso, pero nos preguntamos si la compañía recibió el permiso de Ford para construir una réplica de este mítico Pony Car.