Ford Bronco 1969 por Velocity Restorations, renovación para cualquier aventura

La Ford Bronco es una de las camionetas más queridas en los corazones norteamericanos, gracias a su fiabilidad y dureza, que las hacía poder librar cualquier obstáculo que enfrentaran. Es por esto que uno de nuestros expertos en tuning favoritos decidió revivir este viejo modelo y llenarlo de poder para enfrentar cualquier obstáculo que la actualidad le pueda ofrecer, ¿el resultado? Ford Bronco 1969 por Velocity Restorations.

En el exterior saltan a la vista sus enormes neumáticos off-road de 33 pulgadas que integran ruedas de 17, montados sobre una nueva suspensión más elevada que le permiten lidiar con cualquier terreno. A estas modificaciones estéticas se suma la colocación de unos nuevos faros y conjuntos ópticos posteriores con tecnología LED diseñados exclusivamente para el Ford Bronco 1969 por Velocity Restorations, además de nuevos parachoques y pintura personalizada al gusto del cliente, ofrecida por PPG.

Ford Bronco 1969 por Velocity Restorations, interior

En el interior, se han montado nuevos asientos forrados en cuero italiano envejecido, que cuentan con calefacción y enfriamiento para mejorar el confort. Además, en este modelo se incluyen nuevos paneles y medidores digitales con iluminación LED, un sistema de sonido formado por un estéreo Pioneer con un set de bocinas Kicker, así como nuevos seguros y ventanas eléctricas.

Pero sin duda lo más emocionante de este clásico todoterreno está bajo el capó, donde Velocity Restorations ha instalado el motor V8 de la nueva F-150, añadiendo, de paso, un gigantesco supercargador de 2.9 litros, que otorga más de 500 caballos de fuerza, transmitidos a las ruedas gracias a una transmisión de 6 velocidades extraída de la F-150 Raptor y un diferencial Dana 44 que entrega tracción a las 4 ruedas. En la parte mecánica, también se agregó un nuevo juego de frenos Wilwood en todos los neumáticos, así como un sistema de escape de 3 pulgadas que hace rugir al motor.

Construir todo esto le ha llevado a la preparadora norteamericana más de 2000 horas de trabajo, lo que representa más o menos un año de trabajo para la empresa y un aumento de 500 horas sobre los tiempos de restauración que normalmente requiere Velocity Restorations, debido a las mejoras adicionales que incluye este vehículo, que eleva su precio hasta los $290,000, un costo alto, pero que bien vale la pena pagar si eres un recalcitrante fan de este modelo.

También te puede interesar:  International Scout II 1979 restomod, obra maestra de Velocity Restorations