Mercedes-AMG S 65 Final Edition, adiós al legendario V12 BiTurbo

El Mercedes-AMG S 65 Final Edition marcará un espectacular colofón a la larga historia éxitos del motor V12 BiTurbo de 6,0 litros en la S Class, con una producción limitada a 130 unidades para todo el mundo.

La larga lista de equipo incluido subrayan el carácter exclusivo  de este sedán que combina el más alto desempeño con la tecnología y diseño característico de la división AMG.

Las 130 unidades de producción limitada estarán disponibles exclusivamente con pintura metalizada en color negro obsidiana de alto brillo.

Las llantas de 20 pulgadas en diseño multirradio y las rejillas de entrada de aire en el color especial bronce mate destacan, en combinación con el emblema AMG sobre la columna C, el carácter deportivo de este sedán. Las cubiertas de la salida de escape en negro de alto brillo ponen un broche final adecuado al diseño exterior.

En la  cabina se confirma el  nivel de exclusividad  del exterior, con tapicería de cuero napa negro con costuras de adorno en color de contraste cobre y elementos de adorno en fibra de carbono de alta calidad, entretejidos con finos hilos de color cobre, que hacen del habitáculo un entorno inimitable.

Las costuras de adorno de las alfombrillas recogen asimismo el color de contraste cobre y la placa placa «1 of 130» en la consola central es credencial de la edición limitada.

Otros atributos individuales son el embellecedor AMG Edition en el volante y la configuración por defecto de la luz de ambiente, también en color cobre.

El cuidado de los detalles se extiende asimismo al compartimento del motor. La placa con la firma del mecánico encargado One Man – One Engine presenta un diseño especial, y es de exclusivo color negro en lugar de plata.

El motor que genera 630 caballos de fuerza y 737 libras de torsión por pie lineal (463 kW y 1.000 Nm) entre las 2,300 y las 4,300 revoluciones por minuto, acreditan el legendario dinamismo y la sublime suavidad de marcha del modelo tope de gama V12.

Mercedes-AMG S 65 Final Edition con «Todo incluido»

El amplio equipamiento de serie no deja nada que desear. El elenco de equipos que hacen más agradable y confortable la estancia a bordo abarca desde un techo panorámico con MAGIC SKY CONTROL y el paquete de confort térmico hasta las plazas traseras First Class con dos asientos individuales y consola minioficina, incluyendo portavasos climatizados.

Los asientos disponen de hasta 12 motores eléctricos para adaptar sus dimensiones a la estatura y las preferencias del ocupante.

Un detalle extraordinario es el asiento Executive en el lado del acompañante, dotado de apoyo para las piernas y respaldo ajustable, que puede asumir una inclinación de 43,5° para una posición de reposo idónea. El paquete AMG Driver incorporado de serie permite alcanzar una velocidad máxima de 187.5 millas por hora (300 km/h).

Para proteger este valioso vehículo del polvo en el garaje, cada cliente recibe un cubierta AMG para el interior, confeccionada a medida en un color a juego y adornada con el distintivo AMG S 65 FINAL EDITION.

El precio de este exclusivo modelo es de 348,878 euros y su producción comienza el próximo mes de julio.