BMW 530e iPerfomance xDrive 2018, desempeño a toda prueba

BMW 530e iPerfomance xDrive, desempeño a toda prueba
BMW 530e iPerfomance xDrive, desempeño a toda prueba

BMW es una empresa comprometida enteramente con el lujo y el confort de todos sus productos, sin embargo, el BMW 530e iPerfomance xDrive ha llegado para romper con la idea de que los autos híbridos son lentos, y es que con su potencia combinada de 248 caballos de fuerza y el torque de 310 libras pie, este vehículo tiene la intención de ser el más veloz de su segmento.

Como se sabe, para abastecer al motor eléctrico se recurre a un paquete de baterías de iones de litio colocado bajo el asiento trasero y con una capacidad de 9,2 kWh. Si bien esta medida ha reducido la capacidad del maletero, eso se ve compensando por el centro de gravedad bajo que se traduce en un manejo más deportivo. Conectado a un Wallbox de 3,7 kW las baterías se pueden recargar en menos de tres horas.

BMW 530e iPerfomance xDrive, desempeño a toda prueba
BMW 530e iPerfomance xDrive, desempeño a toda prueba

BMW 530e iPerfomance xDrive, manejo deportivo y algo más

Empecemos con las cifras más buscadas por todos aquellos amantes de la velocidad y es que el BMW 530e iPerformance xDrive puede lograr el 0 a 62 millas por hora en tan solo 5.8 segundos y llegar por arriba de las 145 mph. Todo esto son cifras aceptables para un auto que pesa cerca de 2 toneladas

Pero este es solo el inicio, pues el diseño de la carrocería y las tomas de aire, acompañado por la baja distancia al suelo, le brindan a este vehículo un coeficiente de arrastre de tan solo 0,27 Cx, lo que le ayuda a mejorar su velocidad y consumos de combustible/energía.

Todos estos números anteriores nos dan la idea de que BMW está comprometido con desaparecer la idea de los autos híbridos lentos, pues el nuevo 530e iPerformance xDrive se proyecta como una opción de gran rendimiento y capacidades, que puede vencer a cualquiera de sus competidores en una carrera.

También te puede interesar: Video, BMW 530e XDrive iPerformance, rendimiento y eficiencia