¿Cómo será el auto de carreras del futuro?

Como parte del proyecto de diseño Dunlop Future Race Car Challenge, la marca ha reunido las opiniones de expertos del sector y aficionados al automovilismo sobre cómo será el auto de carreras del futuro.

La transmisión eléctrica, la navegación por cámara, la carrocería adaptable sin necesidad de alerones para mejorar la carga aerodinámica, los neumáticos inteligentes y el sistema de recuperación de energía, que sustituye a los frenos de disco, son sólo algunos de los elementos del auto de carreras del futuro diseñado por Sergio Rinland, diseñador de autos de carrera.

El auto de carreras del futuro

Transmisión

El vehículo ha sido diseñado con cuatro motores eléctricos que en principio se situarían dentro del vehículo. Según avance la tecnología y los motores sean más ligeros y potentes, pasarán a situarse en el exterior, como motores sobre las propias ruedas, proporcionando incluso más flexibilidad al diseño del coche.

Con un motor individual por rueda, el auto tiene la capacidad de vectorizar el par motor sobre cada rueda. Esta posibilidad mejorará el rendimiento aerodinámico y el uso de los neumáticos, pues ya no será necesario que las ruedas giren cuando se aproxima una curva.

Inicialmente, este diseño incorpora un generador eléctrico por pilas de hidrógeno, con una pequeña batería de iones de Litio como respaldo de la alimentación. Según se desarrolle la tecnología, este diseño tiene la posibilidad de incorporar a bordo paquetes de carga por inducción. Las carreras en circuitos cerrados podrán disponer en el futuro de la infraestructura necesaria para carga por inducción, permitiendo a los autos correr sin tener que llevar la energía a bordo, lo que hará que este vehículo sea incluso más ligero y eficiente.

¿Cómo será el auto de carreras del futuro?